Trucos de limpieza con naranjas

La cáscara o la pulpa de la naranja puede utilizarse de muchas maneras para la limpieza. Los tejidos blancos de la naranja son perfectos para limpiar recipientes esmaltados, bañeras y fregaderos. Y también para limpiar objetos de piel.

naranja para limpiar Trucos de limpieza con naranjas

Para limpiar los objetos de cristal de difícil acceso, como los floreros: llena la mitad del recipiente con agua, coloca en su interior cáscaras de naranja cortadas en trozos y agita.

Las polillas desaparecen de los armarios si envolvemos finas láminas de piel de naranja en papel de seda, es debido a su olor acre fuerate. Usa la cuchilla de pelar patatas para cortar láminas de piel de naranja.

Si colgamos la naranja del techo, con unos clavos de especias pinchados, también ayudará a ahuyentar a los mosquitos. Incluso las mondas de la naranja auyentan a los insectos en general.

Para preparar un limpiador cítrico natural y casero, se coge la cáscara de naranja seca y se muele hasta obtener un polvo y se le añaden unas gotas de vinagre blanco, con el que podrás frotar manchas de metales, vidrios y mesas. También puede quitar las manchas difíciles de la ropa de color claro.

También puedes hervir unos mondas de naranja en agua y rociar como un ambientador de fruta natural de aire para difundir el aroma de las naranjas.

 

 

Dejar un comentario