Mantenimiento radiadores, el purgado

Los radiadores son los encargados de transmitir al ambiente el calor generado por los distintos sistemas de calderas. De su correcto estado y funcionamiento depende el aprovechamiento óptimo de los recursos y de que nuestra cuenta de gas, luz, o gas-oil no se vea disparada.

radiador purga Mantenimiento radiadores, el purgado

Radiador

¿Cuando hay que purgar un radiador?

Como norma, deberían purgarse todos los radiadores que componen el circuito de calefacción antes de poner en marcha el sistema por primera vez, normalmente a mediados de otoño. El descanso al que somentemos nuestros sistemas de calefacción en la época estival hace que sea más fácil que estos dispositivos formen bolsas de aire en su interior que disminuyen drásticamente el rendimiento de los mismos. De todos modos, cuando oiga un gorgoteo en el interior del circuito de calefacción, no lo dude, este necesita ser purgado de inmediato.

¿Como se purga un radiador?

Lo primero será localizar en nuestro radiador la válvula necesaria. No suele ser difícil localizarla ya que está muy a mano, búsquela, será similar a la de la siguiente imagen.

Válvula de purgado de un radiador

valvula purgado Mantenimiento radiadores, el purgado

Válvula de purgado

Una vez localizada la válvula y siempre con el radiador frío, gírela bien usando una llave inglesa, o si como es el caso de esta válvula, tiene una marca en el centro, con un destornillador apropiado. Una vez abierta, manténgala abierta hasta que comience a salir agua de forma constante, y sin gorgoteos. El proceso deberá repetirlo en cada uno de los radiadores que compongan el circuito de calefacción de su domicilio. Se recomienda cerrar la llave de paso de agua al radiador mientras se purga este.

Recomendaciones para purgar los radiadores

  • Para purgar el radiador, este deberá estar frío.
  • El circuito de calefacción debe estar parado, para que la bomba de la caldera no mueva el circuito de agua y mueva junto al agua el aire. Cuando no hay movimiento en el circuito de calefacción el aire al pesar menos se queda en la parte alta del radiador, de este modo facilita el purgado.
  • Use un recipiente apto para el trabajo, normalmente, no será mucha la cantidad de agua la que necesite extraer del radiador.
  • Sea prudente y no fuerce las válvulas. Podría provocar una avería.

Dejar un comentario