Ambientando espacios exteriores

Durante las estaciones cálidas, los espacios exteriores de la casa son los protagonistas: los jardines, las terrazas o las azoteas. Si bien casi siempre nos centramos en decorar la sala de estar por considerarlo una de las principales estancias  de la casa, lo cierto es que todos y cada una de las estancias de nuestro hogar se merecen una atención especial y, por lo tanto, deben ser ambientados poniendo antención a los detalles de color, forma y diseño.

ambientar exteriores Ambientando espacios exteriores

Y si se trata de disfrutar de la primavera o el verano en ellos, qué mejor opción darles el colorido propio de la estación;  pero atendiendo siempre a los detalles de estilo, espíritu y armonía que debe existir en cada uno.

Al margen del color que nos pueden aportar las plantas y flores, que indiscutiblemente deben conformar parte de la decoración de estos espacios, fijemos también nuestra atención en el mobiliario principal de estos recintos, que, dependiendo del tipo de ambientación que hayamos pensado para cada uno de éstos, podríamos estar habando de sillones o sofás, la mesa y sillas de un comedor, butacas, mesitas de centro, mecedoras, etc.

Una vez que identifiquemos los elementos principales, pasemos a definir el color o los colores que deseamos que predominen en ellos, y a partir de aquí, es que debemos ir complementando el color de la decoración con plantas y flores, adornos, el tono de las paredes, los marcos de las ventanas, pisos, zócalos, cenefas y todo aquello que esté destinado para ser parte de la ambientación de tu espacio exterior.

Ambientación nocturna para espacios exteriores

Y recuerda, que por tratarse de temporadas cálidas, éstos lugares también serán utilizados durante las noches muy posiblemente. Así que no nos olvidemos de la iluminación nocturna y la forma en que se aprecie el decorado nocturno. Podemos utilizar farolillos chinos de papel,  o incluso figuras decorativas que funcionan con luz solar y se activan por la noche.

Dejar un comentario